Las mejores luces para decorar en Halloween.

Encuentra las luces que necesitas para Halloween. Decorar con la iluminación LED más terrorífica que te puedes imaginar es ahora más fácil que nunca. Puedes utilizar desde velas LED, calabazas luminosas, guirnaldas personalizadas a un sinfín de objetos con luz que vamos a ver a continuación y harán que tu casa parezca la mansión del terror.

Calabazas de Halloween con luz.

Para que la noche de Halloween sea realmente aterradora, no pueden faltar en tu decoración las calabazas con luz.

Las puedes encontrar en varios diseños como esta, con iluminación LED que imita el fuego fatuo, ideal para poner en la entrada de casa. Y por otro lado, en el formato de cadena de luz como esta de aquí. Son cadenas de luces para Halloween con forma de calabaza que funcionan con pilas y miden unos 4 metros. Estas guirnaldas crean una luz cálida en el ambiente, que está muy bien para decorar en los marcos de una puerta, una pared, o incluso para usar en el exterior. Las cadenas de luces también se encuentran con otros elementos que pueden valer para decorar en esta ocasión como pueden ser fantasmas o arañas.

Las calabazas con luz en el interior son todo un símbolo de la leyenda de Jack O´lantern (la linterna de Jack), el herrero que se burló del diablo.

Velas LED para Halloween.

La gran ventaja que tienen las velas LED para decorar en Halloween es que son totalmente seguras para usar por cualquiera. No tienen fuego real pero algunas generan un efecto llama muy bien logrado. Existen velas LED de muchos formatos y tamaños pero las mejor valoradas son estas de aquí.

  • 24 velas LED de Glamouric. Son unas velas pequeñas para decorar en cualquier tipo de situación. Por su precio son unas de las más vendidas, además vienen con pilas incluidas. Tiene un modo de parpadeo con luz tenue que simula una llama real.
  • 5 velas LED de YIWER. Son velas cada una de un tamaño diferente que están hechas de cera real pero lógicamente esta no se gasta. Estas velas LED pueden estar iluminando mientras duren las dos pilas AA que las alimentan (más de 300 horas según las especificaciones). Vienen con un mando a distancia que nos permite ajustar el brillo de la vela y fijar un temporizador para que se apague automáticamente en 2, 4 o 6 horas. Si dejas las velas LED encendidas se prenderán solas todos los días a la misma hora por el tiempo fijado en el temporizador. Son unas velas de mayor calidad que las anteriores.

Lo mejor de todas estas velas LED es que ni producen quemaduras ni se van a apagar por efecto del viento. Además se venden farolillos y candelabros que como soporte para las velas generan unas luces para Halloween muy originales en cualquier ambiente.

Orígenes de Halloween y su relación con las calabazas luminosas.

El término de Hallowen viene del inglés, de la expresión “All Hallow’s Eve”. Aunque las palabras hallow e eve no son muy usadas en la actualidad quieren decir santo y final del día respectivamente, es decir, la traducción al español es sencillamente Víspera de todos los santos.

Originalmente es una fiesta que surgió en Irlanda, y no en USA como mucha gente cree, aunque ahora veremos que fue en USA donde se transformó en la fiesta que todos conocemos actualmente.

La festividad del Samhaim, de la que surgió Halloween, era una celebración que se producía a finales de octubre. El motivo de la celebración era despedir la época de cosechas y dar la bienvenida al año nuevo celta. Se tenía la creencia de que esa noche los malos espíritus se manifestaban más que ninguna otra, y para ahuyentarlos se prendían grandes hogueras. Fue con la cristianización de los pueblos celtas cuando la festividad del Samhaim fue perdiendo importancia en Europa y pasó a ser el día de todos los santos, o Halloween. Por conveniencia de la Iglesia se mantuvo la fecha de la celebración y el carácter respetuoso con los difuntos. En el fondo era un gesto facilitador para la conversión de los creyentes de otras religiones.

Como símbolo de protección frente a los malos espíritus, en lugar de prender hogueras, se introducía un carbón ardiendo en un nabo a modo de linterna.

Con la llegada masiva de irlandeses a Estados Unidos la festividad se ve influenciada por otras culturas, perdiendo su esencia cristiana. El hecho de emplear calabazas en lugar de nabos se debe simplemente a la mayor facilidad para vaciar su interior, y comenzó a popularizarse tras el excedente en producción de calabazas que se produjo en Estados unidos a principios del siglo XIX.

La versión pagana que explica el uso de calabazas iluminadas en la fiesta de Halloween es la leyenda de Jack que citábamos al principio, pero lo cierto es, que existe una relación entre el hecho de colocar las calabazas encendidas en la puerta de casa y la tradición en muchos hogares de poner velas el día de los muertos. Ambos actos representan un culto a los difuntos.

Para terminar, si estás pensando en aterrorizar a tus invitados, no únicamente con la decoración, conoce cuáles son las mejores máscaras con luz para disfrazarse en Halloween.

¡Feliz Halloween!

Deja un comentario